lunes, 29 de marzo de 2010

UN IBI DE IZQUIERDAS EN LEON

IU PROPONE MODIFICAR TODO EL MODELO IMPOSITIVO MUNICIPAL PARA HACERLO MAS JUSTO, EMPEZANDO POR EL IBI.
Cuando se impuso el incremento del IBI en 2008 ya presentamos esta alternativa. Ahora que se discute sobre la devolución de una subida que se ha consolidado en 2009 y 2010. IU considera que va siendo hora de darle carácter progresista al IBI incrementando la recaudación entre quienes pueden permitírselo y reduciéndola a quienes no llegan a fin de mes.
IU en su momento presentó alegaciones a una subida que considerábamos desproporcionada, por irreal en momentos donde ya se avisaba de los efectos de la crisis, y profundamente injusta. Gravaba por igual al gran propietario que se puede permitir ceder una de sus viviendas a los amigos y cualquier vecino en paro con 420 euros de ingresos. IU propuso un modelo de IBI progresista que modulase su coeficiente tomando como referencia los ingresos totales por unidad familiar y no solo el valor catastral de la vivienda. De este modo asumía más coste quien mejor podía soportar el incremento. También proponíamos bajar el coeficiente general del IBI al 0´60 y desde allí incrementarlo según los ingresos de los vecinos afectados. Paralelamente proponíamos gravar en un 50% a mayores las viviendas desocupadas.

Tener en cuenta estas cuestiones habría convertido una subida indiscriminada y socialmente dañina en un diseño adecuado de un impuesto que ahora es otra de las causas del desahucio de muchas familias o del cierre de muchos negocios.

IU debe recordar que el 25% de leoneses y leonesas se encuentra en el límite o por debajo del umbral de la pobreza y los impuestos municipales ha sido diseñados para ser lo más injustos posibles, protegiendo los intereses de las rentas más altas frente al resto.
Ahora es cuando debe exigirse de nuevo un modelo progresista que permita pagar más a quien más tiene y menos a quien menos tiene y recordar a los responsables de la chapuza del IBI en 2008 que el posible agujero económico inicial a las arcas públicas, si la Sentencia definitiva exige una devolución, tendrá consecuencias iniciales muy graves. A corto plazo obligará a trastocar y revocar muchas inversiones y a medio y largo plazo obligará a cobrarlo de nuevo mediante nuevos impuestos o el incremento de los actuales. Porque reducir costes superfluos ha dejado de ser un concepto aplicable en el Ayuntamiento de León y las medidas recaudatorias son arbitrarias, improvisadas y con un tufo conservador que aleja todavía más al Equipo de Gobierno PSOE-UPL de modelos democráticos, participativos y de izquierdas para incrustarles de lleno en la derecha más rancia que ha apoyado los gobiernos municipales del PP durante décadas.

0 comentarios:

IU León en Facebook

Seguir por email

Seguidores

Archivo del blog

ADMINISTRAR

Con la tecnología de Blogger.