jueves, 3 de octubre de 2013

IU León se moviliza contra la LOMCE

 Porque no aceptamos que se pretenda convertir la educación en un privilegio excluyente, por esto reafirmamos nuestro compromiso con la Escuela Pública  gratuita, laica y de calidad como la única garantía del derecho universal a la educación en condiciones de igualdad y democracia, la que asegura la igualdad de oportunidades y la cohesión social. Por estas razones IU organizará una Jornada de análisis y respuesta contra la LOMCE el 26 de octubre. Contaremos con la presencia de los Senadores Jesús Iglesias y José Manuel Mariscal. Los encargados de oponerse a esta Ley en su trámite en el Senado.

Queremos manifestar el apoyo y la solidaridad de Izquierda Unida con las trabajadoras y trabajadores de la enseñanza de Baleares, que en estos días están protagonizando una lucha histórica contra los recortes del PP y su intento de acabar con el derecho a estudiar en catalán. La huelga indefinida que ya lleva más de diez días y ha sido organizada por los sindicatos de clase del profesorado y por la Asamblea de Docentes. Y es importantísimo resaltar también que esta movilización ha conseguido el apoyo mayoritario de las familias, estudiantes y trabajadores dentro de las Islas y fuera de ellas. Su lucha es un verdadero ejemplo para quienes nos movilizamos en defensa de una educación pública, gratuita, democrática, laica y de calidad. Las asambleas y concentraciones masivas que han tenido lugar en los últimos días han demostrado el enorme rechazo a las políticas clasistas y reaccionarias del Partido Popular y han puesto sobre la mesa la enorme fuerza entre el personal docente y el apoyo de toda la comunidad educativa y la sociedad en general a su lucha. Entendemos que su lucha y la nuestra es la misma.

Por todo ello Izquierda Unida muestra su apoyo a los trabajadores de la enseñanza de Baleares para que alcancen con éxito los objetivos de esta huelga indefinida, convencidos que al alcanzar las justas reivindicaciones del profesorado mejorará sin duda nuestro sistema educativo y beneficiará la meta de una escuela pública de calidad y para todos y todas.

En este contexto y en esta misma lucha queremos informar de que IU Izquierda Unida secundará las acciones convocadas por la comunidad educativa como respuesta unitaria contra los recortes y frente a las contrarreformas educativas del PP, impulsando y participando activamente en la huelga general educativa del 24 de octubre, en la consulta ciudadana sobre recortes y políticas educativas del PP del 23 de septiembre al 13 de octubre y en las marchas educativas en verde hacia el Palacio de la Moncloa del 2 al 9 de noviembre.

Ahora se trata de redoblar nuestro esfuerzo, de poner a toda la organización ante el reto y el compromiso, asumido como obligación inexcusable, de hacer de la defensa de la educación pública una prioridad de nuestra acción política inmediata.

Y redoblaremos el esfuerzo al asistir indignados a la actitud del partido que nos gobierna, que lejos de rectificar ante el rechazo unánime de todas a sus políticas educativas da una vuelta de tuerca más en la dirección contraria a la que cada vez más ciudadanos y colectivos demandan. Así ha quedado de manifiesto en los presupuestos presentados en el parlamento y en las enmiendas aprobadas en el trámite parlamentario de la LOMCE.

Los presupuestos generales del estado no suponen en absoluto un cambio en las políticas de asfixia económica de la educación pública. Y a pesar de partidas pensadas con propósito tramposo como es la dedicada a becas si se lee en el contexto del Real Decreto que contempla los umbrales de renta y rendimiento para los programas de Becas. Cabe la posibilidad de que no llegue a gastarse lo presupuestado. Una mayor dotación no quiere decir necesariamente que vaya a haber más becarios dado el endurecimiento de los requisitos para obtener y conservar las ayudas.
Nos encontramos con un presupuesto un 30% inferior al del año 2010. Así Las becas de movilidad y las ayudas para libros de texto han pasado en tres años de contar con 98 millones a 1,4 millones. Las ayudas para libros de texto, sin embargo, sufren el último gran recorte que da prácticamente la puntilla al programa de cobertura de manuales escolares, que ha pasado de contar con un presupuesto de 98 millones de euros en 2011 a 20 millones en 2013 y a 1,4 millones en 2014, es decir, una bajada interanual del 92% para completar un descenso desde el 2011 del 98,5%. Si el curso pasado los beneficiarios de la ayuda del ministerio para libros pasaron de más de 970.000 a unos 390.000, con este recorte es previsible que en los próximos años se queden en apenas unos pocos miles en toda España. Las asociaciones de padres se han quejado amargamente de este descenso que deja a muchas familias sin un apoyo que les es más necesario que nunca. En el caso de la compensatoria, los 53,6 millones actuales son un 68% menos que en 2012. En el camino se han eliminado programas como el PROA de apoyo y refuerzo para alumnos de entornos desfavorecidos. En general, han desaparecido o han quedado reducidos a lo anecdótico buena parte de los programas que el ministerio cofinanciaba hasta 2011 con las comunidades autónomas y que buscaban dar una punta de calidad al sistema, como el plan de extensión de guarderías públicas, contra el abandono escolar. La partida destinada a la ESO, la FP y las escuelas de idiomas baja por tercer año consecutivo. Lo hace en siete millones de euros (-69%) y acumula una reducción de 146 millones (-59%) desde 2011. También se ha visto reducida la partida que engloba, entre otras, la educación especial: algo más de un 67% de descenso.

Un sistema educativo degradado, con más alumnado y menos profesorado en la educación pública; un gasto diferencial en caída libre que aumenta con respecto al promedio de los países de la OCDE (un 25%); una disminución de becas y becarios (menos un 8% de becas respecto del curso 2011/12) y 24.957 profesores y profesoras menos en tan solo un curso, más otros 4.321 docentes e investigadores universitarios que perdieron su trabajo en el mismo periodo. En medio de una crisis-estafa que está atacando de manera directa a la clase trabajadora, el gobierno del PP deja sin ayudas para adquirir libros de texto a 578.000 estudiantes, reduce las becas de comedor y elimina las medidas que buscaban la equidad de nuestro sistema educativo, hasta ahora el principal parámetro educativo que nos situaba en un elevado nivel respecto a los países de la OCDE, según informes internacionales que tanto se citan, aunque sea a medias.

A la vista de estos datos la conclusión no puede ser otra: El Gobierno del PP, desde su ideología netamente mercantilista (“menos estado y más mercado”) está acelerando un proceso desmantelamiento material, comenzado años atrás, con el objetivo de convertir la escuela pública en subsidiaria de la privada. Desde la llegada del Gobierno del PP, se han recortado 5.212 millones de euros en educación y los últimos datos advierten del acelerado deterioro de nuestro sistema público educativo, que gana estudiantes, pero pierde docentes, inversión en servicios educativos y programas de apoyo al alumnado, becas y ayudas al estudio, etc. Todo ello pone de relieve que los brutales recortes del Gobierno del PP atentan contra la calidad y la equidad de la educación pública, única garante del derecho universal a la educación en condiciones de igualdad. Un proceso de desmantelamiento que se radicaliza aún más en las enmiendas que el PP ha presentado en el trámite parlamentario de aprobación de la LOMCE. Donde se establece por ejemplo que "las administraciones educativas podrán convocar concursos públicos para la construcción y gestión de centros concertados sobre suelo público dotacional" lo que supondrá que las administraciones van a liberar suelo para regalárselo a empresas privadas para que hagan su negocio con un derecho fundamental.

A todo esto se suma el desmantelamiento ideológico de la Educación Pública que supone la LOMCE y el empecinamiento del ministro Wert, alentado por la patronal de la enseñanza privada y por el lobby eclesiástico, en seguir adelante con su proyecto de ley, a pesar del rechazo que viene cosechando en amplios sectores de la comunidad educativa y de haber batido el record de enmiendas a la totalidad (hasta 11) en los inicios de su trámite parlamentario. Pero ha sido en el trámite de debate de las 770 enmiendas donde hemos vuelto a ver el propósito de imposición de este  gobierno. Se ha aceptado enmiendas que lo que hacen es radicalizar y apuntalar aún más, ya sin reparo, los elementos más reaccionarios e intolerables del proyecto de ley. Con la LOMCE lo que hasta ahora era "el servicio público de la educación" pasará a ser "prestación de servicios educativos". Asistimos así al desmantelamiento ideológico de la Educación Pública cuando la LOMCE trata de convertir el derecho público fundamental a la educación en un servicio económico de mercadeo competitivo. Se rompe el principio del que partíamos, considerar que la educación es un derecho universal y un bien público que la administración debe garantizar en condiciones de calidad y de igualdad. El PP pone al servicio del darwinismo social, económico y político el derecho fundamental a la educación y acaba con una escuela pública que ha tenido como reto la igualdad de oportunidades, la democratización de los centros y las buenas prácticas profesionales. Un modelo que dio sus frutos y, por primera vez en mucho tiempo, las clases populares accedieron a la universidad.

Desde Izquierda Unida denunciamos que la aplicación de las medidas que se recogen en la LOMCE supondría el principio del fin del modelo de educación pública que se ha ido conquistando durante décadas, y su paulatina sustitución por un sistema educativo mercantilizado, cuya calidad estaría íntimamente relacionada con el poder adquisitivo de las familias. La LOMCE pretende extender y potenciar territorios escolares reservados a las élites, excluyendo a su vez a las hijas e hijos de la clase trabajadora a la hora de acceder a determinados niveles y centros educativos. Se impulsarán centros de diferente nivel según los contextos socioeconómicos, fomentando la especialización y “excelencia” de unos en detrimento de otros, en lugar de garantizar el derecho universal a una educación de calidad para todos y todas.

Las reválidas, la elección obligada de itinerarios segregadores a edades tempranas, el control externo de lo que hay que aprender/enseñar, o la ausencia de participación democrática en la gestión de los centros educativos supondrían, sin lugar a dudas, otro ataque sin precedentes a la igualdad y a la equidad en educación.

La LOMCE supone un ataque brutal a la enseñanza pública, a la participación democrática y a la igualdad de oportunidades.

Una ley que se gesta al margen y de espaldas  a la comunidad educativa, una ley que se impone en contra de la comunidad educativa no puede ser sino una ley que encierra un elemento perverso, que cercena los principios básicos de la educación como derecho fundamental. Una ley construida desde una ideología neoliberal y segregadora que reforzará los patrones de la desigualdad social.

IU viene reclamando hace meses en el Parlamento y en la calle, junto a la comunidad educativa y amplios colectivos sociales, la retirada del proyecto de LOMCE, para impulsar un proceso de diálogo con todos los sectores de la comunidad educativa que permita elaborar un diagnóstico compartido sobre los problemas reales de nuestro sistema educativo y adoptar medidas para mejorar su calidad con equidad, asegurando en todo caso los recursos necesarios para ello y aplicando un “rescate” a la educación pública semejante al que se ha puesto a disposición de las entidades bancarias. 

Izquierda Unida quiere manifestar públicamente su total apoyo a las movilizaciones convocadas por la Plataforma Estatal por la Escuela Pública, sumándose a la huelga general educativa del 24 de octubre, y a cuantas movilizaciones sean convocadas contra los recortes y frente a las contrarreformas educativas que quiere imponer el PP, tanto en las enseñanzas básicas y postobligatorias (LOMCE), como en las universitarias. 

Izquierda Unida, fiel a su irrenunciable compromiso con la Escuela Pública, seguirá trabajando incansablemente, en las instituciones y en la sociedad, para y por la defensa de un modelo de educación pública inclusiva, igualitaria, laica, de calidad, gratuita y democrática.

Así, hemos organizado mesas de consulta ciudadana por la educación en el marco diseñado por la Plataforma Estatal por la Escuela Pública. Desarrollaremos este proceso de consulta el próximo día 5 de octubre en el entorno de la Plaza Botines y el día 8 en la Glorieta de Pinilla. Ha llegado el momento de recoger, de forma directa, la opinión de los ciudadanos y demostrar que las posiciones mantenidas por ésta en defensa de los derechos de los ciudadanos están basadas en dicha opinión. Con ello, se intenta cambiar la forma actual de gobernarnos, paralizando los recortes e iniciando el proceso de revertir todos los que se han realizado en los últimos años y frenando las reformas que están puestas en marcha para, entre todos, iniciar un proceso de diálogo y búsqueda de consenso en materia educativa.  

Ante el mayor ataque a la Educación Pública, la mayor concentración de fuerzas.

Denunciar igualmente el incremento del 42% de las tasas universitarias en los dos últimos años. Las modificaciones en los criterios para optar a una beca: reducción del nivel máximo de renta para percibirla y subida de la nota media del expediente a un 5´5 para la beca general de matrícula y un 6´5 para el resto de becas.

El ahogo económico de la Junta a las Universidades Públicas ha provocado el cierre de asignaturas, el incremento de las horas lectivas, la expulsión de los profesores asociados, cierre de edificios y salas de estudio, degradación de las condiciones en las que se desarrollan las prácticas y el más que posible cierre de la Residencia Europa por el sabotaje de la Junta, que primero limitó el número de usuarios para provocar déficit y ahora incrementa las tasas para equipararlas a la Residencia Doña Sancha y expulsar a los alumnos y poder trasladarlos.
Aparte de este ataque a la calidad de la enseñanza el PP y su Gobierno se viene aplicando con saña en el incremento de tasas, la creación de impuestos revolucionarios (repago), reducción de inversiones, recorte de empleo público y servicios; con especial gravedad en Educación, Sanidad, Justicia, I+D+i, Dependencia, etc

José Antonio Alegre López (Coordinador del Área de Educación de IU León)
Ricardo Rodríguez Aller. Responsable de Universidad del Área de Juventud de IU León

Santiago Ordóñez González. Coordinador Provincial IU León.

0 comentarios:

IU León en Facebook

Seguir por email

Seguidores

Archivo del blog

ADMINISTRAR

Con la tecnología de Blogger.